Article

REVIEW 4EVERY1 FESTIVAL: EL CAOS EN EL SECARRAL

Como es costumbre, Techno Experience seguirá en su línea crítica para hablar de lo sucedido el pasado sábado en Getafe. Esto no es con el fin de hundir a nadie ni atacar, sino hacer una crítica constructiva para que en su cuarta edición, todos estos fallos se solucionen y podamos tener, por fin, un festival en condiciones.

Llegamos al festival sobre las 15.00 horas y según nos íbamos adentrando en el medio de la nada nos temíamos lo peor. Efectivamente, el lugar donde se iba a celebrar el festival era lo más parecido a un secarral que te puedes imaginar, un terreno que hasta para plantar patatas habría sido descartado. Un par de horas en el parking tomando unas copas con un toque de arena por el trasiego de coches y partimos hacia el interior del festival. Menos mal que estábamos en septiembre y el tiempo era el apropiado, por que en pleno mes de junio, ese sol podría ser mortal.

4f0aebfd-06d0-4c6d-879d-a598fecc8380Después de canjear nuestra entrada de una manera muy rápida debido a que había muchos puestos para el canjeo de estas y tras el pertinente control de seguridad (muy rápido también), logramos entrar al recinto.

Nada más entrar, observamos varios errores de cajón como la colocación de las carpas ¿Es muy difícil saber que el sonido cuando sale de los altavoces va de frente? Pues parece que alguien no lo sabía y decidió colocar las carpas una detrás de otra. Esto hacía que interfiriesen unas con otras. Para más inri, la que interfería en el area black, era aquella que a muchos gusta, pero que para la mayoría no debería ni existir: la del EDM. Por cierto, era la más grande, con mayor sonido y mejores visuales…ver para creer. Una carpa que no se llenó en toda la noche y empezó a tener afluencia de público algo más tarde de las 12 de la noche. Mientras tanto, la carpa red estuvo llena, sí, llena desde el inicio del festival a las 15.00. La black  por otro lado a partir de las 18.00 y la green hacia las 20.30.584bbf73-c110-45cb-9b7c-587208eab881

Empezamos a caminar por el festival y observamos que el pedir una copa iba a resultar una odisea. Muy a nuestro pesar, no nos equivocamos. Nos percatamos de que se disponían de unas pocas casetas de obra (no las contabilizamos pero como mucho habría 4 o 5 para poder cargar el dinero en unos chips que iban integrados en la pulsera). Si queremos ir de modernos e innovadores y tratar de imitar festivales de élite como Sonar o dgtl, debemos hacer todo igual, no la mitad. Así consigues que las cosas salgan mal. Deberías de tener más de 40 puestos con 60 personas con sus terminales sin parar de cobrar. En cualquiera de estos dos festivales antes nombrados, sobre todo Sonar (con una afluencia de publico 20 veces mayor), no tardas ni 5 minutos en ingresar tu dinero en la pulsera. Lo que no es de recibo es tardar 20 minutos en ingresar el dinero y otros 20 minutos en pedir una consumición. Así la gente no acudía ni al merchandising para no perder el tiempo, lo que conlleva una perdida de ingresos en este punto.

b2f98b36-587a-4918-9709-d527a56ffe61

Pudimos ver la llegada de Nina Kraviz al festival, en un reluciente coche de alta gama y rodeada de un dispositivo de seguridad increíble. Ante tanta medida de seguridad, la gente se acercó y al ver que era Nina, empezó la locura. Chillidos y fotografías caían por todos lados. Entró en cabina y realizó su sesión, más bien flojita, muy lineal y sin poner el que es uno de los temas insignia de la artista: «Ghetto Kraviz». Un poco antes de finalizar la sesión decidimos ir a meter dinero en nuestras pulseras y tardamos lo antes indicado. Desde allí pudimos observar la poca afluencia de público en la carpa Green, donde en ese momento actuaba Deborah de Luca.

En este paseo entre carpas, pudimos observar que la caseta de incidencias era la que más público tenía por el momento y con bastante ventaja. Parece ser que un problema con los servidores en los bonocopas causó el caos generalizado, aunque un par de horas después, la caseta dejó de tener tanta gente y el error fue subsanado (eso sí, siempre que mirábamos había alguien).

Seguimos avanzando en los horarios y llegaba la hora de Tale of Us y Recondite. Llevaron una misma línea musical y ninguno llegó al nivel al que nos tiene acostumbrados. Probablemente por la falta de sonido y de graves en el escenario, lo que hizo que todos tomaran la misma decisión en esta carpa: no era posible hacer una sesión de calidad, contundente y con groove con los medios existentes. Por lo tanto el análisis de todos va a resultar similar, lineales, intentando hacer una sesión más melódica que no enganchó al publico al 100%. Hasta el gran Recondite nos dejó sin escuchar su mítico «caldera», una lástima.

En mitad de la sesión de O Phase, nos escapamos a ver al gran Adam Beyer, quien tampoco tuvo una de sus mejores noches. Se notaba un público demasiado estático para como se suele poner la pista de baile con él. Volvimos al área black con el inicio de Kr!z, sin lugar a duda el mejor de la noche y un nuevo dj en nuestra lista de vistos. Era su segunda actuación en España y llegó a atreverse a hacer algún que otro corte y romper con temas como B R 1 0 0 2 – Kill Hertz (Original Mix).

14285595_1256576637706545_823817084_o
Cola de incidencias en 4every1 Festival

Otro de los errores, y esto suele ser muy habitual en España por regla general, son la limpieza de los cuartos de baño. Sobre la 1 de la mañana empezamos a ver a la gente hacer sus necesidades por cualquier esquina del festival, algo normal, nos dirigimos a los aseos y pudimos observar como los inodoros se desbordaban debido a que los aseos prefabricados no se vaciaron durante el festival. Esto formó en el suelo un autentico barrizal con un hedor bastante desagradable.

Volvimos a cambiar de carpa con el turno de Luciano, con el que por fin pudimos bailar decentemente en esta carpa. El Chileno pocas veces defrauda. Bailarín y disfrutando de su trabajo, hizo vibrar al público, quien no cesaba de bailar. Solo pudimos ver la mitad de su sesión puesto que empezaba uno de nuestros preferidos de la noche, Ben Sims. De él poco podemos decir, ya que la falta de sonido y los constantes fallos en el equipo hizo que, por lo que veíamos, no estuviese cómodo en ningún momento de las dos horas. Algo incomprensible fue que en mitad de sesión tuviese que cambiar de equipo y volver a empezar. Se vio como apagaba un equipo en plena actuación y volvía a empezar otra sesión con el equipo que tenía al lado, de esta manera poco puedes hacer…

Entre uno y otro artista nos armamos de paciencia y decidimos ir a por una consumición, ya que habíamos entrado pronto y ya disponíamos de algo de dinero en la pulsera. He aquí otro momento gracioso del festival: pedimos una botella de agua y la chica nos quita el tapón. Intrigados preguntamos el porqué y comentó que por razones de seguridad, no vaya a ser que alguien coja la botella y se la arroje a un dj o a otra persona. Dirigimos nuestra mirada al suelo y cogimos una de las cientos de piedras que plagaban la zona, se la enseñamos y dijimos «¿ Si le tiro esto no pasa nada no?»  Todas las personas que estábamos por ahí pasamos un buen rato. Nos disculpamos ante la camarera, quien no tenía culpa alguna y acabó riendo con nosotros.

Planetary Assault Systems en la misma tesitura que sus compañeros, nada destacable, live lineal y sin grandes lujos. Llegaba la hora de Paula Cazenave b2b Ariz y ya teníamos atadas bien fuertes las zapatillas, aunque para más de lo mismo. Como bien a contado la artista por redes sociales, los fallos en el equipo no cesaban. La falta de herramientas a tan solo 15 minutos de empezar hizo que iniciaran con muchos nervios y enchufando cables a la par que cambiaban temas. Iban a hacer un b2b como Dios manda, con dos mesas y cuatro cdj y se encontraron con una mesa y dos cdj… Al margen de los constantes fallos técnicos que incluso hicieron que saltará un tema -de ahí que nadie se atreviera a romper con los temas de manera contundente-. Es probable que el equipo se encontrase al máximo de sus posibilidades, pero resultaba muy escaso.

Con la llegada de Umek y viendo que iba a ser más de lo mismo, no tardamos en cambiar e ir a ver a Uner y el b2b de Matthias Tanzmann con Davide Squillace para bailotear y vacilar un rato. Los mejores momentos del festival los pasamos con ellos.

Llegaba el cierre y decidimos ver a Pepo. Teníamos curiosidad por ver cómo cerraba su sesión de «Techno» entre comillas. Eso no era Techno y a falta de tres minutos del cierre y en pleno tema… Pepada al canto: coge, apaga el equipo y ZAS, cierre de Aquasella con quien es el auténtico Pepo. Quizás estaba cansado de ver al público moverse como momias. Tomó los mandos e hizo lo que mejor sabe hacer, quemar el equipo y los altavoces. Las risas entre nosotros por el cambio tan drástico nos hizo pasar un buen rato y el público recibió lo que esperaban de un artista de la talla de Pepo, un cierre como los del valle.102c5e48-4b43-43d9-a737-d4dc789fdb5d

En líneas generales, el festival no ha sido lo que esperábamos. En 2017 deseamos que todos los problemas sean subsanados y que Madrid pueda vacilar de un 4 every 1 en condiciones. Ojalá las 4 carpas sean de techno o las variedades DIRECTAS de su árbol genealógico. No introduciendo el dichoso pop electrónico (EDM) que NADA TIENE QUE VER CON NOSOTROS.

Para finalizar y por salvar un poco a la organización del festival es cierto que el cambio de fecha y de recinto debieron perjudicar a la hora de reorganizar el evento al igual que debieron verse afectados sus ingresos. No es normal en una organización como la de 4every1 festival, tener una cadena de fallos tan notables. Lo mejor de la organización, en este caso, fue la instalación de los buses lanzadera llevados a cabo por la empresa Avanza Bus y la cantidad de taxis que había en el recinto. Esto permitió el desalojo del recinto de una manera rápida y efectiva.

 

 

1354 views

Leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail