Izan Cramer

TEX TALKS with: COYU

play all visit

TEX TALKS with COYU

BY IZAN CRAMER

No sabes como nos alegra que puedas dedicarnos unas palabras. Eres un felino musical, eso se sabe de sobras. Pero… ¿Qué empezó antes, tu amor por lo gatos o por la música?

Claramente la música. Ya desde muy jovencito me encantaba la música. No obstante, los gatos llegaron al poco de conocer a mi novia, ya siendo mayor de edad. Antes no había tenido ningún tipo de relación con los gatos, ya que ni mi familia ni amigos habían tenido.

¿Como llevas ser uno de los productores con más fama internacional del país?

Al nivel en el que se encuentra la música de baile en España, ser un artista reconocido no supone más que algún día alguien te pare en el aeropuerto o en el gimnasio para preguntarte algo o pedirte una foto. En otros países hay mucha más tradición de música de baile y los artistas tienen un status muy superior al que tenemos aquí. En España, en cambio, se vive muy tranquilo, totalmente en el anonimato.

Suara. ¿Cuándo se te ocurrió la magnífica idea de empezar con ella?

Suara nació como sub sello de Atypical Farm, mi primer sello. Nació como un proyecto con vocación de crecimiento dentro de un sonido más comercial del que estábamos editando en el que por entonces era el sello principal. Posteriormente Suara creció tanto que decidí apostar por tener un único sello y volcarme en él.

Hemos visto un cambio musical en Suara que no baja el nivel que llevabas hasta la fecha. ¿Porqué?

Hace casi 4 años tomé la decisión de cambiar el rumbo musical de Suara. Estábamos en lo más alto, siendo el segundo sello con más ventas del momento en Beatport (el primero era Spinnin), estando de forma recurrente en los tops de géneros tan dispares como deep house, electrónica, house, indie dance, prog house, tech house y techno, y haciendo fiestas por todo el mundo. Pero yo no era todo lo feliz que quería. Editábamos música de calidad, pero también muchos discos cuya música yo ya no pinchaba. Necesitaba dar un cambio tanto en mi perfil como en el sello. En ese momento volví a sentir el amor por el techno. Un amor tan fuerte como en mis inicios. Y es por eso que decidí hacer una transición hacia sonidos más underground.

Estás de celebración, has sacado tu álbum debut y no para de cosechar éxitos. Cuentanos un poco sobre él. ¿Cuándo y cómo surgió la idea?

La idea del álbum nació en 2012. Yo ya había cosechado éxito editando en sellos de mucho nombre y mi perfil había crecido mucho, pero quería mostrar al pública una parte más personal. Es por eso que, de forma paralela a mi trabajo, empecé a hacer música menos enfocada al baile. Con los años fui dándole forma hasta que en Septiembre de 2019 lo pude editar. Fue una gran satisfación, y también un alivio, ya que había puesto mucho tiempo y empeño en él y ya tenía ganas de hacer algo diferente. Ésto es algo muy recurrente en mi vida. Me emociono mucho con algo (ya sea un proyecto o un estilo de música en concreto) y al poco tiempo ya estoy liado con otra cosa.

Es un álbum donde tocas muchos géneros. ¿Ha sido fácil para tu ‘yo’ emocional saber plasmar sentimientos tan diversos?

Supongo que sí, ya que la música fue saliendo sin prisa, a través de los años. Hay temas de 2012, 2013, 2015… pero también de 2018 y 2019. Además, cuando me siento en el estudio nunca pienso en hacer algo en concreto. Menos para el álbum. Éste salió de forma muy natural, orgánica, haciendo siempre aquello que me apetecía. La pena es que se quedaron en el tintero muchos temas. Inicialmente había pensado en editar un segundo álbum titulado “Now You Know” (el primero se llama “You Don’t Know”), pero dudo que vaya a ver oportunidad para ello. Ahora mismo estoy centrado en otras historias y el álbum ya es simplemente un proyecto más de mi carrera.

Hay colaboraciones super interesantes con Moby, The Horrorist o la que da nombre al álbum con Lazarusman entre otras. ¿Qué te llevó a elegir a estos artistas?

Lo mismo. Todo ha llegado de forma muy orgánica. Mi relación con Moby se remonta a 2014 cuando empecé a tratar con él gracias a un tweet que mencionaba un tema mío. A partir de ahí hemos colaborado varias veces. Primero yo haciendo dos remixes para él, luego él haciendo un remix para Suara y, finalmente, haciendo un tema original juntos. Con el resto de artistas ha ocurrido algo similar. Son artistas que respeto por su trabajo y que me llenan de orgullo poder contar con ellos en el que ha sido mi primer álbum.

¿Puedes adelantarnos algo de lo que estes trabajando este 2020?

En los primeros meses de 2020 editaré una trilogía de EPs llamada “Post Raw Era” donde le doy una vuelta de tuerca al sonido raw por el que aposté en 2018 con los “Coyu Raw Tracks”, así como con muchos EPs de éste tipo de techno. Como me ocurre con todo, hace un año que me aburre ese sonido (mi último EP con ese formato fue en Enero de 2019), por lo que con “Post Raw Era” intento ir más allá y evolucionarlo. Ahora los temas son más agresivos, más rápidos y más directos. No hay medias tintas.

¿Como ves la evolución de la musica techno en el futuro?

El techno y el house son dos estilos que nunca morirán. Dependiendo del sonido de moda, uno estará más fuerte y otro sufrirá, pero siempre estarán ahí. En cuanto al techno, estamos ante el momento con más presencia en la escena de los últimos 15 años. Con la llegada del minimal, el tech house después y el deep y house melódico un poco más adelante, el techno había perdido fuerza dentro de la escena, los clubs dejaron de programar techno y muchos DJs perdieron caché. Además, el bpm había bajado notablemente. Actualmente nos estamos acercando a bpms que desde principios de los 2000s no se veían. No es raro ver a DJs pinchar pasados los 140bpms, cuando hace solo un lustro era totalmente impensable. Quiero pensar que con la transición de Suara hacia sonidos más underground hemos puesto nuestro granito de arena para que el techno vuelva a tener la fuerza que tuvo hace 20 años.

Además del sello existe Suara Foundation y Suara Store. ¿Es difícil combinar tantas cosas o, por elcontrario, te desenvuelves bien?

Tengo un equipo muy eficiente que me ayuda en todo lo que necesito. Pero sí es cierto que mis jornadas pueden llegar a ser agotadoras. No es fácil ser marido, papá de 5 gatos, dirigir un sello como Suara, viajar por el mundo cada fin de semana, editar música de forma constante, tener una tienda de ropa y ayudar a que los gatitos de Barcleona tengan una mejor vida. Pero oye, y lo bien que me lo paso?  🙂

Leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail